Los colores ácidos en la decoración

Para la decoración, uno de los puntos clave es a la hora de decidir de qué color pintar las paredes, ya que todo eso dará pie al tipo de muebles y decoración que se hará posteriormente. Normalmente los colores que más se aconsejan para un ambiente acogedor es el blanco o colores así vivos y cálidos. Pero también existen para ello los colores ácidos o intensos.

Su usted quiere inundarse de alegría, ponga un color vivo e intenso en sus paredes. Si lo suyo es apostar por probar, puede intentar colores que no sean nada comunes o muy difíciles de ver, o incluso llegar a mezclar colores y ver el resultado que le sale.

Hay que tener cuidado de no caer en la posibilidad de al final sobrecargar el ambiente, ya que los colores así, mal utilizados pueden generar agobio o mucho nervio, pero si se hace en su justa medida, puede ser que sus propias paredes lo animen en un día que lo necesite.

Normalmente cuando más se apuestan por los colores vivos, suelen ser para los cuartos de los pequeños, mientras que para las personas adultas se suelen utilizar colores más clásicos.

Lo que si le garantiza es que al pintar su hogar con colores ácidos, es la observación de las personas que no se esperan una decoración así, ya que pocas personas se atreven con esto.

Uno de los principales estandartes para este tipo de aventura es la propia Agatha Ruiz de la Prada, la cual utiliza una gran gama de colores muy vivos para la elaboración de los productos de sus firmas.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*