Cómo reparar PAREDES AGRIETADAS y hacer reformas en la casa

A la hora de hacer reformas y arreglos en la casa, existen numerosas técnicas y herramientas para darle un aspecto renovado y seguro a nuestras paredes. Hoy analizaremos las principales técnicas y alternativas para reformar los muros y lograr un buen mantenimiento de la casa en todo momento. Técnicas que van desde la utilización de pinturas reforzada y protectoras contra la humedad hasta reparaciones relacionadas con las grietas de los muros interiores o exteriores.

1. Reparación de grietas internas

La reparación de grietas en los muros internos es una de las reformas y reparaciones más habituales dentro de los desperfectos cotidianos del hogar. De acuerdo al tamaño y origen de la grieta, hay distintas masillas que nos pueden ayudar a solucionar la rotura del muro.

En paredes de yeso se puede utilizar masilla o pasta selladora; en zonas sometidas a golpes o juntas de dilatación se recomienda la masilla flexible; las grietas en escayola o fisuras pequeñas se pueden reparar con una venda de escayola o masilla; y las fachadas o muros exteriores deben repararse con el uso de masillas resistentes a la humedad y a los cambios de temperatura.

2. Reparar paredes de yeso

Cuando la pared dañada es de yeso, se recomienda utilizar el mismo material, aunque puede ser diferente mientras sea del mismo color y se recomienda elegir, en lo posible, materiales de mayor resistencia y durabilidad. La reparación tendrá una primera capa de relleno y una segunda para dar uniformidad. Finalmente, el tercer paso es pasar una lija sobre la superficie para alisar.

3. Paredes de cemento

La reparación de grietas en paredes de cemento tiene algunos pasos más. No hay que rellenar con cemento húmero el agujero sin más. Si haces esto, el cemento se terminará desparramando. El primer paso es conseguir algún elemento que sirva como barrera para mantener el cemento siempre dentro del agujero, así podrá secarse por dentro. Aplica varias capas de cemento fresco hasta que se seque y ocupe todo el espacio de la grieta.

4. Grietas en paredes de madera

Estas son las grietas más difíciles de reparar, porque hay pocos materiales que imiten la textura y el color de la madera. La masilla madera estándar es la solución más habitual y su forma de colocación es similar a la del yeso, con dos capas y una última pasada de lija para alisar el muro.

Estos son algunos consejos y materiales para reparar muros agrietados en el hogar. De esta forma podrás pensar en reformas y arreglos por tu propia cuenta de manera que consigas un buen rendimiento para la resistencia de los muros internos.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*